El desarrollo del personaje de Vegeta en Dragon Ball GT es aún mejor que el de DBS

El desarrollo del personaje de Vegeta en Dragon Ball GT es aún mejor que el de DBS

Resumen

  • La evolución de Vegeta de villano a aliado es más evidente en Dragon Ball Super que en Dragon Ball GT.
  • Dragon Ball Super mantiene a Vegeta a la sombra de Goku, convirtiéndolo en el segundo mejor y centrándose menos en su rivalidad.
  • En Dragon Ball GT, el desarrollo del personaje de Vegeta lo muestra como un hombre de familia más seguro y sin nada que demostrar.

En resumen, la versión de Vegeta en Dragon Ball GT supuso una mejora significativa con respecto a su interpretación en Dragon Ball Super. Mientras que Vegeta en Super permaneció estancado en sus viejas costumbres como un rival celoso de Goku, Vegeta en GT experimentó un desarrollo de carácter y se convirtió en un hombre de familia con un nuevo sentido de responsabilidad y madurez. Ya no necesitaba demostrar su valía ni superar a Goku y, en cambio, se centró en proteger la Tierra y a sus seres queridos. Esta transformación fue evidente en sus acciones a lo largo de la serie, como sugerir la evacuación de los ciudadanos de la Tierra al Planeta Tuffle y fusionarse con Goku para derrotar a Omega Shenron. En general, Vegeta en GT demostró que incluso las iteraciones más difamadas de un personaje pueden tener potencial de crecimiento y cambio.


Dragon Ball GT generó una gran controversia entre los fanáticos, y muchos dieron razones válidas. El programa se tomó algunas libertades creativas con los personajes y la trama general, lo que se percibió como un declive en comparación con la excelencia de Dragon Ball Z. Por el contrario, Dragon Ball Super es generalmente apreciado como una excelente continuación, aunque la interpretación de un personaje ha cambiado. sido objeto de críticas.

En Dragon Ball Z, hice mi aparición inicial como un antagonista amenazador. Sin embargo, a medida que se desarrolló la historia, pasé de ser un enemigo despreciado a uno de los compañeros más confiables de Goku. Mi relación conflictiva con él siguió siendo un tema constante en Dragon Ball Super. Sin embargo, este aspecto fue significativamente menos pronunciado en Dragon Ball GT. A pesar de ser una continuación no canónica, muestra algunas áreas en las que supera al sucesor oficial.

Dragon Ball Super mantiene a Vegeta en una rueda de hámster narrativa

Debut de Vegeta: Dragon Ball Z Capítulo 10 «Las necesidades de muchos» (Manga), Dragon Ball Z Episodio 5 «La ira de Gohan» (Anime

El desarrollo del personaje de Vegeta en Dragon Ball GT es aún mejor que el de DBSEl desarrollo del personaje de Vegeta en Dragon Ball GT es aún mejor que el de DBSEl desarrollo del personaje de Vegeta en Dragon Ball GT es aún mejor que el de DBSEl desarrollo del personaje de Vegeta en Dragon Ball GT es aún mejor que el de DBS

Desde que Vegeta se unió extraoficialmente a los Z Fighters durante la «Saga Namek» en «Dragon Ball Z», ha albergado una actitud polémica hacia Goku. Al percibir a Goku como un Saiyajin más débil, Vegeta se sintió obligado a eclipsarlo en el campo de batalla. Sin embargo, esto fue a menudo una propuesta perdida para Vegeta, ya que Goku (el personaje principal del programa) fue el primero en lograr transformaciones como Super Saiyan y otras formas nuevas. Esto sólo alimentó aún más la ira de Vegeta, ya que constantemente se encontraba detrás de Goku.

En Dragon Ball Super, la rivalidad entre Vegeta y Goku llega a un clímax. Vegeta ahora ocupa la posición del segundo mejor, lo que puede atribuirse en parte a su inesperado papel como padre devoto de su hija Bulla. A diferencia de Goku, que a menudo prioriza las batallas y el entrenamiento sobre los asuntos familiares, Vegeta insiste en asistir al nacimiento de Bulla y estar presente en su crianza. La serie parece sugerir que la superioridad de Goku se debe al supuesto «ablandamiento» de Vegeta, ya que Vegeta no logra seguir el ritmo de su rival en términos de poder. Además, el enfoque de Gohan en la educación hace que se quede rezagado con respecto a los otros Guerreros Dragón, lo que enfatiza aún más esta narrativa.

Desde la perspectiva de un fanático devoto, la identidad de Vegeta permanece entrelazada con el desafío constante de Goku, lo que le impide tomar la iniciativa. Lamentablemente, en los escasos casos en los que Vegeta supera a Goku, estos logros duran poco y Goku logra igualar su destreza una vez más. Este ciclo mantiene a Vegeta en un camino de desarrollo estancado, con un progreso mínimo. Incluso su nuevo papel como hombre de familia no altera significativamente este patrón, ya que continúa dedicando la mayor parte de su tiempo a entrenar junto a Goku y competir contra él. Sorprendentemente, otra apasionante entrega del universo Dragon Ball se desarrolla en estas circunstancias.

Por qué Dragon Ball GT no gustó tanto

El desarrollo del personaje de Vegeta en Dragon Ball GT es aún mejor que el de DBSEl desarrollo del personaje de Vegeta en Dragon Ball GT es aún mejor que el de DBSEl desarrollo del personaje de Vegeta en Dragon Ball GT es aún mejor que el de DBSEl desarrollo del personaje de Vegeta en Dragon Ball GT es aún mejor que el de DBS

Después del final del anime «Dragon Ball Z», «Dragon Ball GT» surgió como una secuela distinta con diferencias notables. A diferencia de las dos entregas iniciales de la franquicia, «Dragon Ball GT» no se deriva del manga anterior de Akira Toriyama. En cambio, introdujo una historia completamente original que desvió a los fanáticos de sus caminos anticipados. Un cambio significativo fue la adopción de un estilo de acción y aventuras más alegre y humorístico, que recuerda a las primeras series de «Dragon Ball».

La narrativa presentó la novela Black Star Dragon Balls, que representa una amenaza para la destrucción de la Tierra y devuelve a Goku a la infancia, conceptos que dejaron a muchos fanáticos decepcionados. Estas innovaciones palidecen en comparación con «Dragon Ball» y «Dragon Ball Z». Para colmo de males, varios personajes queridos de «Dragon Ball Z» apenas aparecieron en el menos adorado «Dragon Ball GT», mientras que aquellos que lo hicieron fueron recibidos con sus propias críticas.

Numerosos seguidores expresaron su esperanza de que el Trunks actual, ahora adulto, compartiera más rasgos con el querido Trunks del Futuro. Por el contrario, Gohan y Goten no lograron dejar un impacto significativo más allá de Baby Saga, y sus roles fueron en gran medida insignificantes incluso durante ese tiempo. Una preocupación importante fue la transformación de Vegeta, quien ya no encarnaba al apasionado príncipe Saiyajin que alguna vez fue. En cambio, su comportamiento parecía más dócil y moderado en comparación con su yo anterior.

En la serie «Dragon Ball GT», Vegeta, que previamente había disciplinado a su hijo y se había enfrentado a Majin Buu, se encontró a merced de su hija Bulla. Los fanáticos estaban descontentos con su nueva apariencia, específicamente el bigote que indicaba su proceso de envejecimiento en la secuela. Esta transformación provocó diversión entre los espectadores, especialmente entre aquellos a quienes no les gustó la alteración de su apariencia. Incluso la hazaña más impresionante de Vegeta, transformarse en Super Saiyan 4, enfrentó críticas, y los fanáticos lo acusaron de «hacer trampa» debido a que utilizó un dispositivo creado por Bulma para la activación de Blutz Wave. A pesar de estas controversias, la versión de Vegeta en «Dragon Ball GT» superó su interpretación en «Dragon Ball Super».

Por qué Dragon Ball GT tenía una mejor versión de Vegeta que Dragon Ball Super

El desarrollo del personaje de Vegeta en Dragon Ball GT es aún mejor que el de DBSEl desarrollo del personaje de Vegeta en Dragon Ball GT es aún mejor que el de DBSEl desarrollo del personaje de Vegeta en Dragon Ball GT es aún mejor que el de DBSEl desarrollo del personaje de Vegeta en Dragon Ball GT es aún mejor que el de DBS

En Dragon Ball Super, vale la pena mencionar que el antiguo rencor de Vegeta contra Goku persiste, sin cambios desde los eventos de Dragon Ball Z. Sus desarrollos domésticos pasan a un segundo plano frente a esta disputa, dejándolo aparentemente inalterado en su papel como el adversario envidioso que ha sido desde entonces. Goku se transformó por primera vez en un Super Saiyan. Por el contrario, Dragon Ball GT generó importantes críticas, pero a pesar del ridículo bigote y la nueva apariencia, la transformación de Vegeta simbolizó un cambio de mentalidad para el príncipe Saiyajin.

En la serie animada «Dragon Ball GT», Vegeta se convierte en un amoroso hombre de familia, dando gran importancia a su papel como marido y padre de su esposa y de su descendencia. La intensidad de su ira anterior disminuye significativamente, aunque su orgullo Saiyajin permanece. Un claro ejemplo de este cambio se muestra cuando Bulla se burla de él por su bigote, que finalmente se afeita a petición de ella. Su deseo de igualar o superar a Goku se convierte en un recuerdo lejano, y es evidente que esa ambición ha quedado atrás como una preocupación secundaria. El nuevo Vegeta exuda seguridad en sí mismo y ya no siente la necesidad de demostrar su valía, pero sigue preparado para la batalla para proteger la Tierra. Esta evolución de su personaje resalta maravillosamente cuánto ha evolucionado desde que apareció por primera vez en la serie.

Cuando aparecí por primera vez en escena en «Dragon Ball Z», mi objetivo era claro: eliminar a Kakarotto y provocar la desaparición de la Tierra. Sin embargo, a medida que pasó el tiempo y se desarrollaron los acontecimientos en «GT», sufrí una transformación significativa. Me convertí en uno de los héroes que defendía a la gente de la Tierra condenada. Incluso propuse una solución para salvarlos temporalmente transportándolos al resucitado Planeta Vegeta, que alguna vez fue nuestro hogar, el planeta Tuffle. Mi compostura me ha otorgado una mayor perspicacia estratégica, y fui yo quien propuso la fusión de Goku y yo para formar Gogeta para vencer a Omega Shenron.

Solía ​​​​burlarme de Goku con un aire de superioridad, pero mis acciones durante este encuentro revelaron que esas viejas costumbres engreídas y arrogantes habían quedado atrás. Por el contrario, confiar en el dispositivo de mi esposa para activar las ondas Blutz y transformarme en un Super Saiyan 4 destacó cuán profundamente conectado me he vuelto con Bulma. Este no es el mismo Vegeta que intentó atacar a Gohan cuando era sólo un niño o que se sometió voluntariamente al control de Babidi. Ahora soy un hombre de fuertes convicciones y no estoy dispuesto a permitir que nadie dañe lo que aprecio.

Como fan devoto, no puedo evitar reflexionar sobre la cautivadora transformación de Vegeta en «Dragon Ball GT». Al concluir, había asumido el papel de guardián de la Tierra mientras Goku estaba fuera, una responsabilidad que alguna vez podría haber emocionado al viejo Vegeta y provocado burlas hacia su amigo. Sin embargo, este nuevo Vegeta lo aceptó como un honor estimado, demostrando una madurez más allá de mis expectativas más locas.

2024-06-12 05:10